Un cabezazo, de un defensa. Otra vez Francia se apoyó en su primera línea para superar otra ronda, y ya están en la gran final.

La defensa de Francia ya es claramente la mejor del mundo. Dos laterales con proyección ofensiva, dos centrales seguros y decisivos por arriba. Los cuatro con muchos años por delante. Pavard y Lucas con 22, Varane y Umtiti (los cumple en noviembre) con 25. Todos ellos, el gran motivo de que Francia esté en la final del Mundial.

Francia se clasifica para la final del Mundial 2018

El Mundial de Rusia será recordado como el Mundial de los porteros. En la primera semifinal, Lloris y Courtois se retaron en un precioso duelo de intervenciones decisivas. El francés voló para desviar el disparo de Alderweireld y el meta belga sacó un pie providencial en un mano a mano con Pavard.

Leer más: Pasión por el mundial llega hasta el transporte público

Francia volvió a marcar diferencias a balón parado. Ante Uruguay fue Varane el encargado de abrir el marcador con un cabezazo a la salida de una falta. A la corta. Con Bélgica Umtiti tomó el relevo en un córner. De nuevo en un envío corto, anticipándose a Fellaini.

Francia se clasifica para la final del Mundial 2018

Fue el detalle técnico del partido. Mbappé recibió de espaldas y en movimiento rapidísimo se cambió el balón de pie para asistir con una ‘pisadita’ de espaldas a Giroud, que tardó demasiado en armar el disparo para poner el broche a una gran jugada.

Olivier Giroud las tuvo de todos los colores y desentonó en las acometidas galas, donde Mbappé y Griezmann hilaban fino para que el ‘9’ acabase echando por tierra cada ocasión ‘bleu’.