Estos niños aprendieron nuevas técnicas de defensa en una disciplina legendaria que ha pasado de generación en generación.